28 de agosto de 2013

La deuda odiosa

Para llevar a cabo las reformas e inversiones necesarias para la buena marcha de la economía y por ende, de la sociedad, el Estado necesita de fuentes de financiación. La principal fuente de financiación del Estado es la vía tributaria. Actualmente, en España vivimos un periodo de alta presión fiscal, argumentada por parte del actual gobierno por la situación financiera en la que nos encontramos (El déficit en 2012 ascendió al 10,60% del PIB).

Por otra parte, España ha recibido durante mucho tiempo transferencias de la UE, con el objetivo de fomentar al desarrollo del país (infraestructuras, la PAC…)

Pero todo esto no es suficiente para las necesidades financieras del Estado y por ese motivo, emiten deuda: las famosas letras del tesoro, los bonos y las obligaciones del Estado son instrumentos a través de los cuales el inversor privado y los inversores institucionales – como los fondos de inversión – prestan dinero al Estado a cambio de una rentabilidad. Recordemos que esta financiación busca bien común.

Ahora bien, cuando un Estado ha sido financiado externamente y esa financiación no se ha utilizado para el bien común sino en su perjuicio, esta deuda puede declararse nula y por tanto, eximir al Estado (y en consecuencia a sus ciudadanos) del pago de la misma. Esto es la Deuda Odiosa.

Este concepto, definido teóricamente a principios del siglo XX, se ha usado históricamente con fines políticos, como en los casos de Filipinas y Cuba en los que EE.UU. declaró la deuda de estos archipiélagos como odiosa y España, como metrópoli colonial, tuvo que renunciar a la misma. Más recientemente hemos visto el ejemplo de Sudamérica e Irak, aunque retóricamente se ha utilizado otro término. Probablemente más políticamente correcto. Existe una corriente ideológica a raíz de la actual crisis, que argumenta que la deuda contraída por los países del sur de Europa (Portugal, Irlanda, Grecia y España), pudiera haber sido generada sin el conocimiento expreso de su ciudadanía y en contra del bienestar general, por tanto estos países no tendrían obligación de hacerla frente. Fuente:queaprendemoshoy.com 

0 comentarios:

Banners

Freelance Jobs Sell Online with 2Checkout TrabajoFreelance.com TrabajoFreelance.com

Clica en los banners y regístrate

FAQs

1. Registarte: Lo primero es registrarte en las páginas que encuentras en los links que adjunto en la columna de la derecha y otros posts.

2. Datos: Te piden algunos datos que no te comprometen y todas tienen política de privacidad. Puedes dar tu nombre o usar un nick o alias.

3. A qué webs me apunto: Escoge tantas webs como quieras según el tiempo que quieras dedicarle.

4. Tiempo que debo dedicarle: En ningún caso leer las publicidades, navegar por páginas o responder encuestas te lleva más de unos segundos.

5. ¿Dónde encontraré mis datos? En todas estas páginas encontrarás tu área de afiliado con estadísticas de lo que vas acumulando y tu link de referidos.

6. ¿Qué son los referidos? Los referidos son todas aquellas personas que se registren en las webs a partir de tu código o link de referidos que aparecerá en tu área de usuario una vez te hayas registrado.

7. ¿Cómo me pagan? Te pagan en euros o en la moneda de tu país, por transferencia bancaria, cheque o Paypal. El sistema Paypal es rápido y seguro porque nunca aparecen tus datos ni los de nadie.

8. ¿Es un sistema seguro? La publicidad que emplea este sistema es marketing seguro. No se trata de un sistema piramidal. No recibirás correos spam, y si te llegan es algo excepcional.

9. ¿De qué tipo de anuncios se trata? En algunos casos puedes marcar anuncios según tus intereses; en otros casos te envían o seleccionan anuncios y webs aleatoriamente (telefonía, bancos, compras, viajes, juegos, etc.). En algunos casos se trata de encuestas breves sobre productos. A cuantos más "temas" te apuntes, más publicidades recibirás.

10. ¿Tendré que invertir dinero? Si te adhieres a programas "premium", o compras referidos, es a elección tuya. En principio no debes invertir dinero en absoluto. Nadie te obliga a hacer ningún desembolso, registrarte en webs de juegos, empresas o negocios, ni comprar nada.

11. ¿Cuánto cobraré y cuándo? Más información: clica aquí

12. ¿Puedo apuntarme a más de una de las webs?
Conviene que te apuntes a varias webs para probar que te llegan los anuncios. Cuantos más anuncios te lleguen mejor.

13. Accede a todos los links desde aquí.

"Vas a aburrirte. Deberías conseguir un empleo", me dijo Maurice en Mougins.
Insistió. Pero, por el momento, en todo caso, no tengo ganas. Quiero vivir por fin un poco para mí. Y aprovechar con Maurice esta soledad de dos de la cual tanto tiempo estuvimos privados. Tengo un montón de proyectos en la cabeza.

La mujer rota, Simone de Beauvoir